“Y vio Amán que Mardoqueo ni se arrodillaba ni se humillaba delante de él; y se llenó de ira”. Ester 3:5

Que impresionante la actitud fiel y valiente que tuvo Mardoqueo ante la tremenda presión que se estaba ejerciendo sobre toda la sociedad. Este gran hombre de Dios se mantuvo en pie en medio de una generación que se arrodillaba. Esta imagen muestra perfectamente como el cristianismo y los valores del Reino de Dios van a contracorriente con la influencia y la presión que ejerce el sistema de este mundo sobre nuestras vidas.

Ser un verdadero cristiano e hijo de Dios es ser alguien completamente RADICAL. Radical con las convicciones que el Señor nos ha revelado por medio de su Palabra. No te inclines ante los ídolos y los pensamientos mundanos que trataran por todos los medios de doblar tus rodillas. Debemos mantenernos en pie ante el Señor y estar dispuestos a sufrir por Cristo si fuese necesario.

Se acercan tiempos muy difíciles donde a muchos de nosotros se nos va a pedir e incluso a exigir que doblemos nuestras rodillas ante pensamientos, filosofías o prácticas que van totalmente en contra de la voluntad del Señor. ¿Estas preparado para mantenerte firme? Debemos fortalecernos en Dios y estar muy llenos del Espíritu Santo para que podamos estar de PIE en el día de la presión o la persecución. Recuerda que nosotros solo doblamos nuestras rodillas ante Jesucristo nuestro amado Señor y Salvador.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad