“Los hijos de Israel celebrarán la pascua a su tiempo” Números 9:2

La pascua fue una fiesta que el Señor estableció para que su pueblo cada año tuviese un momento solemne donde pudieran recordar la gran liberación de Egipto. Esta fiesta contaba con ciertos ingredientes y elementos los cuales apuntaban y señalaban claramente a la persona de Jesucristo.

Todos aquellos que somos creyentes y hemos nacido de nuevo por medio del Espíritu Santo somos el nuevo pueblo de Dios, ahora formamos parte del Israel espiritual. Cada uno de nosotros también hemos sido liberados del Egipto que representa al mundo y algo muy importante que debemos hacer es NO olvidarnos de la salvación tan grande y hermosa que hemos recibido por GRACIA.

Ya no debemos celebrar la pascua porque el cordero que es Cristo ya vino, murió y resucito. Pero en este tiempo Jesús ha dejado la ordenanza de participar de la Santa Cena la cual también representa a la pascua del Antiguo Testamento. Ahora a través de los símbolos de la mesa del Señor podemos recordar TODO lo que Dios ha realizado por nosotros. Nos ha liberado del mundo, ha enviado a su Hijo para salvarnos, ha perdonado todos nuestros pecados, nos ha incluido en su familia espiritual y tenemos la esperanza de la vida eterna.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad