Dios hace habitar en familia a los desamparados. Bendito el Señor; cada día nos colma de beneficios. Salmo 68:6

Una de las cosas que más me atrajeron del Señor y de la iglesia cuando me convertí fue experimentar el amor de una verdadera familia en personas que no conocía pero que se preocupaban y se interesaban por mi.

La familia es la institución más importante que Dios ha creado y lamentablemente hoy día es la institución que está siendo más atacada. La gran mayoría de las personas proceden de familias desestructuradas y eso hace que los corazones tengan grandes vacíos emocionales.

Dios ha decidido que su pueblo, la iglesia y las relaciones de la comunidad sean el oasis para todas aquellas almas que están sufriendo en este mundo.

Necesitamos esforzarnos para atender y hacer sentir como parte de nuestra familia en la Fe a todas las personas que Dios ponga en nuestro camino. El arma más poderosa que tiene el cristianismo es el amor, debemos restaurar las vidas quebradas por medio del amor de la Familia en el Señor.

Piensa en todo aquello que puedes hacer para perfeccionar y bendecir a la familia espiritual de tu iglesia local.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad